sábado, 9 de marzo de 2013

Cafuné


Ya os he comentado muchas veces que me corto el pelo con asiduidad. Me gusta llevarlo cortito y con lo rápido que me crece, en cuestión de dos meses siento que tengo greñas.

Además, el cortarme el pelo siempre hace que me anime un poco. Igual que muchas mujeres se van de compras cuando se deprimen (toma topicazo!) yo voy a la peluquería a ponerme en manos de Sergio, cuando me siento triste o revuelta. Después de una semana llena de lluvia intensa y de algo de resaca emocional le dije al peluquero que cortara todo lo que pudiera y así lo hizo.

Ayer quedamos unas cuantas en Entredós antes de la Mani. Habíamos tenido la misma idea muchas y aquello estaba hasta arriba de mujeres.
Se ve que mi pelo rapado produce una curiosa reacción...venían a tocarme la nuca diciendo que es una gozada la sensación.

Etcétera nos comentó que a eso se le llama cafuné...el acto de hacer mimos con movimientos en la cabeza. Desconocía el término pero la sensación....miau! La sensación es maravillosa. Me dejé hacer, me dejé tocar, rozar, rascar...Sentada en las escaleras y con la cabeza agachada disfrutaba con la enorme sensibilidad que tiene mi nuca. Llegó un momento en que me puse roja como un tomate de la cantidad de sensaciones y escalofríos que me recorrían.

Después, en la Mani de las mujeres, me emocioné como siempre con la batukada. Esas chicas me dan vida!!! Le decía a Arpo que una sesión de batukada es como hacerte 10 sesiones de cuencos tibetanos. Nosotras íbamos pegadas a los tambores grandes y sentíamos la vibración en el estómago emergiendo y llenándonos de energía. Lenteja, Etcétera y yo no nos cansamos de bailar al ritmo de la percusión durante todo el recorrido.
 
video


La lluvia hizo acto de aparición. Fue en ese momento cuando sin paraguas ni chubasquero alcé mi cabeza al cielo, extendí los brazos y dejé que la lluvia me acariciara. Las gotas que caían resbalaban por mi cara y mi cuerpo y se fundían con las vibraciones de los tambores que me recorrían. Si...anoche fui agua. Fui marea viva. Y ese agua me hizo tanto cafuné como la mano que me estuvo acariciando parte de la noche.

19 comentarios:

  1. Lxs portuguesxs dicen cafuné a esa práctica tan maravillosa. Hay quien se relaja haciéndolo y debemos aprovechar eso, jaja.
    Lo pasamos muy bien al ritmo se cientos de almas que estaban unidas por una sola cosa, el deseo de mejorar la situación de tantas y tantas mujeres que todavía no tienen las ventajas de las que nosotras gozamos hace décadas.
    Viva la igualdad !!!
    Besos y cafuné
    Etcétera

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El término ha sido todo un descubrimiento. La práctica ya es algo más antigua...me la suelen hacer cada vez que me corto el pelo...es curioso el poder de atracción que ejerce mi rapado...creo que por mi cabeza pasaron las manos de 4 o 5 mujeres diferentes.

      Y si...fue genial estar acompañadas de tanta energía y poder compartir esa experiencia. Toca seguir luchando compañera. Pero siempre que podamos, será genial hacerlo con un componente lúdico para evitar que nos desgastemos tanto.


      Un abrazo. Viva la igualdad y viva el cafuné!!

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. y mi gata Zoe. En cambio a Lúa no le gusta nada!

      Eliminar
  3. Yo se lo hacía a mi hermano. Y ahora a mis chicos. ¿Por qué eligen tambores con sonido tan metálico?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María, posiblemente tú aprecies matices que yo soy incapaz de oir. De todas formas tienen una representación de varios tipos de instrumentos de percusión. Delante van los más "agudos" que quizá son los que tú conoces por metálicos y van ampliando tamaño y "gravedad" según vas hacia el final del grupo. De hecho, después de pasar Sol nos colocamos al final del grupo y te aseguro que el sonido de los tambores no parecía nada metálico...era impresionante como retumbaba en nuestros cuerpos...una gozada!!

      Eliminar
  4. "Cafuné", qué bien aprender algo nuevo.

    Por cierto, yo ayer también fui a la peluquería a cortarme el pelo y chica, lo que tú dices, que salí más contenta y sintiéndome más guapa.

    ResponderEliminar
  5. Que suerte...cafune....nunca lo habia oido.

    ResponderEliminar
  6. Que bonita palabra, no la había oído nunca será que por aquí somos más brut@s y cuando alguien se pega un buen corte en vez de hacerle cafuné le damos una colleja, cariñosa eso si :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ay que bruticoooooooossssss

      :-)

      Pd: te debo un mail

      Eliminar
  7. Mi problema es que mi peluquera favorita esta en Cadiz... Me lo corte por ultima vez cuando estuve alli en enero...y no me lo vuelvo a cortar hasta que vuelva, que estoy luchando para que sea esta primavera. De hecho, ya he empezado a mandar cajas con cosas mias a mi novia. Que ganas tengo.... Hasta entonces, nada de pelarme. Afortunadamente, el pelo tarda algo en crecer...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si al final nos podemos ver en N.Y. no te voy a reconocer!!! tú serás la que tapes tus atributos femeninos con una gran melena, no? jajajajaja

      Qué suerte tienes de que no te crezca mucho. A mí se me desmanda con una facilidad...

      Besos!

      Eliminar
  8. A ver mari del agua, que no es por destrozar tu prosa poética... pero bailar, bailar, lo que se dice bailar... yo llevaba más bien un ritmo de " procesión " ahora pa´la derecha, ahora pa´la izquierda...y cansarme: sí desde luego.
    El Sr.Naranja dice que sí a todo lo del cafuné ese,de lo otro me comenta que es de humanas moradas y que él es gato y naranja, y discriminado (comparando con Zoe y Lúa).
    Besos.Lenteja

    ResponderEliminar
  9. Yo también estuve tras los tambores grandes, el mejor sitio con diferencia de toda la mani, al menos para mí,
    El sonido de los tambores me despierta una emoción muy especial, lo siento como la expresión del latido (corazón ) de la madre tierra. Es un sonido tan visceral..
    La batucada fué una gozada.

    Y con respecto a la practica del cafuné -termino que desconocía- la descubrí a los 4 años y mi partenaire era mi compañero de pupitre "Miguelín" ¡qué fantástica experiencia aquella! Gracias por traerme este recuerdo a la memoria.
    El "cafuné es toda una delicia relajante, y multi-sensorial

    Besos, desde la balconada.

    ResponderEliminar
  10. Vaya no conocía la palabreja... pero sin conocerla la practiqué con Pascal el día que la conocí... y cada vez que veo a alguien con el pelo tan corto le pido permiso para hacerlo. Como ahora Pascal ya lo tiene más largo y no se lo puedo hacer, se lo hago a otras... Esto suena fatal... En fin.
    Si te veo a ti, también te pediré permiso. Avisada estás.
    Un beso (me has dado cierta envidia al leer tu descripción de la manifestación).

    ResponderEliminar
  11. No sabía que se llamara cafuné, me gusta la palabra y me gusta hacerlo. A mi manera, que no tengo el pelo como el tuyo, me encanta que me lo hagan y a falta de otras manos, las mías me van de lujo :)

    Besos

    ResponderEliminar

Related Posts with Thumbnails